Reparación de recubrimiento de armaduras de hormigón.

Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón. Reparación

Reparación de recubrimiento de armaduras de hormigón: procedimiento y precauciones.

A continuación hacemos un breve repaso de las reparaciones básicas de una estructura de hormigón armado que ha sufrido daños por falta de recubrimiento en sus armaduras.

En La importancia del recubrimiento de las armaduras en el hormigón explicamos la importancia de los recubrimientos en las estructuras de hormigón armado, y en la entrada Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón explicamos los daños causados por la falta de recubrimiento.

Debido al carácter progresivo de los daños derivados de la falta de recubrimiento, es muy importante proceder a la disposición de nuevos recubrimientos si se han desprendido. El proceso general es el siguiente:

    1. Primero ha que realizar un picado, limpieza y saneado de la zona: aparte de lo desprendido, pueden quedar restos de hormigón casi sueltos, restos de sales de todo tipo, suciedad, óxido, etc… Por ello, debe limpiarse la zona, aplicar un medio abrasivo fuerte (desde cepillo de púas hasta chorro de agua a alta presión) para desprender y limpiar todos los restos, las sales cristalizadas y las zonas de acero corroído. Conviene dejar la superficie de hormigón rugosa, para una mejor adherencia con el añadido de reparación.

      Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón. Reparación

    2. Después debe procederse a pasivar las armaduras, es decir, protegerlas del medio ácido que ha generado la carbonatación. Suele de tratarse de productos que se aplican como pinturas que aumentan el PH en el entorno de la armadura, frenando la corrosión y protegiendo el acero ya limpio.

      Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón. Reparación

    1. Para garantizar la conexión entre el hormigón antiguo, ya seco, y el producto de reparación, se emplea lo denominado comúnmente “puente de unión”. Se trata de resinas de alta adherencia que, aplicadas sobre el hormigón seco, cuando se aplica, mejora la adherencia entre el hormigón seco y el mortero de reparación.

    2. Por último, con hormigón o mortero de reparación, se aplica en la zona sin recubrimiento para recubrir debidamente lo general, el nuevo hormigón o mortero debe aplicarse estando aún la resina de puente fresca, siquiera a medio fraguado, para garantizar la adherencia con el hormigón o mortero de reparación. El acabado final de estas reparaciones debe realizarse con espátula, para dejar la superficie del mortero de reparación lo más lisa y compacta posible, como forma de evitar la penetración de la carbonatación en la nueva masa de mortero recién aplicado.

      Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón. Reparación

    3. Se recomienda actuar sobre las zonas solo fisuradas, cuando no se aprecien aún efectos sobre la armadura o carbonatación, y sellar las fisuras convenientemente para evitar futuros daños sobre la estructura.

Recubrimiento deficiente de las armaduras en el hormigón. Reparación

De este modo se puede restituir el recubrimiento de piezas de hormigón armado.

3 comentarios en “Reparación de recubrimiento de armaduras de hormigón.

  1. Hola. Buen post. Oye como recomendación, considero mejor limpiar con chorro de arena a alta presión (samblasting) ya que éste no genera óxido en la armadura descubierta, al usar chorro de agua a alta presión, limpias el oxido pero posterior se va a crear una pequeña película de óxido sobre las barras de acero que igual debes limpiar nuevamente con una técnica menos fuerte que las mencionadas ya que solo es una pequeña película, pero que no va a permitir una buena adherencia entre los materiales de recubrimiento. La desventaja de la técnica del samblasting es el polvo que se genera y posterior a eso limpiar y recolectar la arena.

    1. El chorro de arena es muy efectivo para grandes superficies, con el inconveniente que comentas. Para áreas pequeñas los equipos de chorro de agua son más ligeros, no se genera polvo, por lo que la reparación es más limpia, y el óxido superficial puede limpiarse fácilmente. Si queda algo de óxido, éste es un buen adherente para el mortero del nuevo recubrimiento. Muchas gracias por tu comentario. Saludos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

BUSCAR AQUÍ

Suscríbete al boletín para estar al día de nuestras novedades.

e-STRUC, tu App online para calcular estructuras

Desarrollada con dedicación exclusiva por Euteca, la consultora de estructuras líder del mercado hispano