Intervenciones en cubiertas. Dos errores frecuentes.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

Recogemos en este artículo dos errores que se han cometido al actuar sobre cubiertas tradicionales, sus consecuencias y la solución prevista.

Como veíamos en el artículo sobre rehabilitación de cubiertas, la actuación directa o indirecta sobre estos elementos constructivos, fundamentales para la conservación de un edificio, puede causar algunos perjuicios.

La primera cubierta es un tejado a un agua, formado por una estructura de madera, un entablado de ripia y una cubrición de teja curva, construido en el siglo XIX, que funcionaba perfectamente en cuanto a lo que se requería de una cubierta, es decir, la protección de la entrada de agua del edificio que remata. Al margen de este análisis quedan los problemas de aislamiento térmico, que son muchos, y se han de resolver actuando desde el interior de la cubierta, pero que en la época de construcción no se tenían en cuenta.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

El edificio, como puede verse en la imagen, ha sufrido diversas ampliaciones y modificaciones, y en una de ellas, se decide adosar un nuevo volumen, al que se cubre con una terraza plana y accesible. Para hacer la junta entre ambos cuerpos, no se modifica la configuración de la cubierta inclinada, con lo que el agua vierte directamente sobre el peto de la nueva construcción.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

Como solución constructiva, se deja un canalón con una pequeña inclinación, que ha de recoger el agua del faldón y evacuarla hacia el canalón visto del patio. Para agravar la situación, el agua de la azotea plana se vierte a este mismo canalón, con un tubo en caída libre desde el solado de la misma.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentesQue la solución para el encuentro de las cubiertas no ha funcionado es evidente, tanto por las goteras del piso inferior como por las sucesivas capas de pintura al clorocaucho e impermeabilizaciones de urgencia que se han realizado a lo largo de los años.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

Uno de los principios de la intervención sobre edificios es que no deben modificarse las condiciones de funcionamiento, tanto estructurales como constructivas, y si no hay más remedio, el nuevo funcionamiento ha de quedar garantizado.

En este caso no bastaba con un canalón, sino que debió modificarse el modo de evacuación del agua, levantando unos faldones que dirigiesen el caudal hacia los lados, con nuevas limas, hacia la parte del faldón que llega a los aleros libres de la cubierta.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

La segunda cubierta es de un edificio de viviendas de 1925, con una cubierta con terraza plana, a la catalana, que, como vemos en el esquema, basa su funcionamiento en un tablero sobre tabiques palomeros, que dejan una cámara muy ventilada a través de unos zócalos perimetrales.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

La inclinación del tablero debe garantizar la rápida evacuación del agua hacia los sumideros, asegura que no se moje la cámara.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

La ventilación de la cámara cumple varias funciones: Por un lado como aislamiento térmico, por otro evita condensación y por último, si hay una pequeña entrada directa de agua, ésta se evapora por la corriente constante de aire exterior.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

En una reforma integral de la vivienda se decidió mejorar la terraza. En la intervención que se llevó a cabo sobre ella, se colocó un perfil de aluminio cerrando todo el hueco de ventilación de la cubierta, por lo que la cámara bajo el tablero de doble baldosín catalán dejó de estar ventilada.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

A partir de esta intervención, la cubierta comenzó a filtrar agua hacia los pisos inferiores, hasta que se ha decidido levantarla y sustituirla por una nueva cubierta completa. Otras terrazas, sobre las que no se ejecutaron obras de “mejora” siguen en perfecto estado, sin reparaciones importantes desde la construcción del edificio.

Intervención en cubiertas. Errores frecuentes

Con estos dos casos queremos señalar que los profesionales que intervienen sobre los edificios han de saber cuál es la función de cada elemento constructivo y cómo las obras de adecuación, ampliación o modificación deben ser compatibles y no perjudiciales en ningún aspecto estructural o constructivo.

0 comentarios en “Intervenciones en cubiertas. Dos errores frecuentes.

  1. Reblogueó esto en Juan Carlos Gómez Vargasy comentado:
    Recomendamos la lectura de este interesante artículo sobre #cubiertas.

  2. Como perito de seguros he intervenido recientemente en un caso prácticamente idéntico.
    Se trataba de un almacén de planta rectangular y dimensiones aproximadas 20 m x 10 m. El tejado era a un agua existiendo un único canal de PVC de recogida de aguas pluviales del tejado (canal de 20 m de longitud) que evacuaba a un bajante situado en una esquina de la fachada del almacén.
    Hace cinco años el propietario del almacén construyó un nuevo almacén adosado al existente, contiguo a la pared a lo largo de la cual discurría el canal de PVC, quedando la pared lateral del nuevo almacén más alta que la cota inferior del tejado del almacén original.
    La longitud de canalera del tejado del almacén que quedaba contiguo a la nueva pared se sustituyó por un canal de obra (unos 12 m.l.), dejando el resto de canal de PVC (8 m.l.).
    Ni que decir tiene que desde entonces las filtraciones de agua por esa canal de obra han sido constantes cada vez que llovía con una cierta intensidad (con daños en pintura de techos, en puertas, tiempo dedicado a recoger y limpiar el agua del almacén lo que implicaba dejar de trabajar para ello), y el propietario ha ido pintando sucesivas veces el canal de obra con pintura impermeabilizante como solución provisional.
    Lógicamente la solución que se propone en el blog es la definitiva y técnicamente perfecta para erradicar las filtraciones pero claro, ello supone un gasto adicional que seguramente no estarían dispuestos a asumir en su momento, pero visto los problemas que ha generado la simple colocación de un canal, seguro que se lo hubiera pensado dos veces.
    Por cierto, como solución drástica este señor lo que ha hecho ha sido hacer un agujero en el canal de PVC para permitir una descarga de agua intermedia de la canalera, pero esa descarga se realiza sobre el solar contiguo y de momento lo que se ha ganado ha sido una denuncia del propietario del solar por echar aguas pluviales en su propiedad.

    1. Es algo muy frecuente hacer las obras sin tener en cuenta estas limitaciones y condiciones de partida, y sin embargo es complicado convencer a la propiedad de que es mejor actuar algo más en profundidad antes que reparar posteriormente. En nuestro artículo ambos edificios son del mismo propietario. ¡El daño queda en casa! Gracias, Luis.

    2. Hola Luis,
      Acabo de leer tu escrito.
      En primer lugar te comento que hace más de veinte años que tengo una pequeña empresa que nos dedicamos a la colocación de canales pluviales e impermeabilizaciones.
      Uno de los problemas que tenemos es que no hay profesionalidad y en general existe también una gran falta de conocimiento de los materiales que hay en el mercado.
      Hablas de pinturas impermeabilizantes y no existen, hay productos impermeabilizantes, algunos de ellos se pueden aplicar con pincel, brocha o rodillo como si fueran pintura.
      Y de estos productos los hay malos y también buenos, e la misma manera que hay operarios que saben aplicarlos y otros que no.
      Hay impermeabilizantes «líquidos» que son muy buenos, los hay de dos componentes que funcionan perfectamente en cubiertas planas y que no necesitan ningún tipo de protección si solo son visitables.
      También existen otros, también «líquidos» de tres componentes que resisten presiones negativas de 9,5 atmósferas.
      Son muy buenos productos, pero por desgracia no son muy conocidos y además como son algo mas caros que «las pinturas impermeabilizantes» no son fáciles de encontrar.
      Ramón

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

BUSCAR AQUÍ

e-STRUC, tu App online para calcular estructuras

Desarrollada con dedicación exclusiva por Euteca, la consultora de estructuras líder del mercado hispano